Seguidores

jueves, 11 de mayo de 2017

~Animes vistos en abril 2017~

¡Holita, amores della mia vita! ¡Bienvenidos una vez más a LibroSoñadores!
Ya es principio de mayo, así que os vengo a hablar de los animes que vi el mes pasado. Ha sido un mes bastante interesante, sin decepciones demasiado llamativas, y eso que he visto un total de 11 animes. Cada día me sorprendo más de cuántos puedo llegar a ver, y eso que ni siquiera he superado la cifra de quince del mes pasado.
El mes de abril ha estado plagado de cosas italianas, veganzas superficiales, detectives con súper poderes y gente que ha perdido la cabeza (literalmente). ¿Os interesa? ¡Pues para eso está el leer más!


Estaba claro que desde el momento en el que lo vi iba a acabar viéndolo. Y, es que sí, esta vena que reclama amor por lo italiano me tira mucho.
No es un anime especialmente llamativo. Para que os hagáis una idea, vendría a ser una especie de Working! marca Hacendado ambientado en una trattoria. Es entretenido y poco más, pero la verdad es que se te hace demasiado corto, sobre todo porque sus capítulos no duran más de cuatro minutos. Está bien para entretenerse en una hora en la que no sabes qué hacer, pero poco más. Eso sí, si sacasen una nueva temporada no duraría en verla por nada del mundo.


Tras mucho tiempo en el que lo dudé seriamente, en el mes pasado decidí empezar por fin Soul Eater. La verdadera razón por la que retrasé tanto el verlo fue porque son 52 capítulos, y ya sabéis que me da una pereza tremenda. Sin embargo, como una de mis amigas me había hablado bastante bien de él decidí animarme.
Soul Eater es un anime con la típica comedia japonesa que no siempre a los occidentales nos agrade, y sin embargo lo saben llevar muy bien, de manera que en ningún momento te parece aburrido. Son 52 capítulos de lo más agradables de ver, con momentos graciosos y situaciones de tensión. Ha resultado ser una muy buena inversión de tiempo, sobre todo porque he podido conocer a Maka y a Kid.


Me costó empezar esta serie, puesto que tenía claro dos cosas: 1) Iba a ser extremadamente superficial; 2) Iban a ser doce capítulos sin un final cerrado. Y aunque ambas afirmaciones fueron ciertas, me agradó más de lo que me hubiera esperado.
Tiene sus buenos momentos de humor y, aunque hay veces que me dan ganas de darles una torta a los dos protagonistas, reconozco que he terminado por disfrutar de su historia. Con lo que si te gustan las tsunderes/himederes, este es tu anime.
Eso sí, ¿¡alguien me puede decir cómo es que una loli es la madre de Masamune!? ¡Que no aparenta más de doce años, por dios!


Lo primero que te llama la atención es su animación. Porque, en serio, es la cosa más bella que me he echado a la cara desde hace mucho tiempo. Tiene un estilo llamativo, de esta que poco a poco se está extendiendo en más animes, al estilo Ajin, si queréis una referencia, añadiéndole los colores brillantes de No game no life.
Sin embargo, la historia no ha estado tan a la altura de su animación. Creo que podría haber sacado más jugo del argumento que habían preparado, pero terminó siendo otra cosa que me dejó a medias. Podría haber sido un poco mejor.


Esto sí que sí. Este es el tipo de shonen que a mí me encanta.
Acción. Un poco de misterio. Personajes llamativos y alocados. Diferentes. Mételos todos en una batidora con una pizca de humor  y te saldrá este anime. Se lo recomiendo a todo el mundo, pues fue una de las mejores sorpresas del mes pasado (no la mejor, pues para ella queda un poco más). Además, el final te deja con ansias de más para la segunda temporada, de la que había oído hablar que era mejor que la primera. Y si ya la primera había sido brutal, no me imaginaba como podía ser la siguiente.
¿Que cómo fue? Pues, bueno…


…Podría haber sido mejor.
No con ello quiero decir que la segunda temporada fuera mala. Para nada. Lo que sucedió fue que en estos doce capítulos se perdió un poco el humor que había poseído la anterior, pero ya está. Lo que si reconozco es que la historia creció y se hizo más interesante, pero si hubiera mantenido la comedia de la misma forma hubiera sido impecable. Pero qué le vamos a hacer, no podemos tener todo.
Eso sí, echaré de menos a todos los personajes. Sobre todo a Dazai, que me parece un personaje de lo más redondo. Ah, y el rubio de Kuroshitsuji. Ese también molaba, sobre todo porque era una copia del de Kuroshitsuji, ja, ja.


Anohana, ¿eh? Que no hay quien se aprenda un nombre tan largo como ese.
¿Y por qué, ahora que estaba emocionada con el estilo de shonen que a mí tanto me gusta, me metí a ver un anime que me haría llorar? Pues no sé, quizás sea masoquista.
No, en realidad estoy de broma. La razón fue que una de mis amigas me habló muy, pero que muy bien de él cuatro días antes, y como cuando me hacen eso me pica el mosquito de la curiosidad me metí a verlo.
Al principio pensé que no me iba a gustar tanto, que ni siquiera me iba a hacer llorar. Parecía el típico anime de cosas de la vida con un poco de drama pero que no daría para mucho más. Pero, oh, cómo me equivocaba. Al final, sin darte cuenta, has empezado a amar a los personajes para que después te rompan el corazón. Ha acabando siendo más doloroso de lo que pensé, aunque el puesto del anime que más me ha roto el corazón sigue siendo para Shigatsu wa kimi no uso.


Y por fin llegamos al puesto del mejor anime de este mes. ¡Señores y señoras, les presento Durarara!
Pensé que el ingente número de personajes iban a provocar que me perdiese, pero no ha sido para nada así. Es más, justo esta peculiaridad ha sido la que me ha enamorado. Saben manejar perfectamente esta cantidad, provocando que las relaciones entre los personajes se conecten cada vez más y más, dando giros y más giros, hasta que cuando no sospechas que las cosas se puedan unir más, lo hacen.
Quizás la única excusa que deba ponerle es que en los primeros capítulos aparece una chica que parece que en el futuro cobre importancia y que acaba cayendo en el olvido, hecho que me pareció un pelín decepcionante. Pero esto es solo por ofreceros algo negativo, porque, en serio no puedo expresar lo mucho que me ha gustado este anime.
Sobre todo la relación entre Celty y Shinra. ¡Es la cosa más bonita que existe! Incluso aunque Celty no tenga cabeza, ja, ja.


Sin embargo, ya la segunda temporada decayó un poco. No estoy diciendo que que haya sido mala, para nada. Me ha gustado muchísimo. Es solo que el hecho que os conté antes de que en todo momento los personajes mantienen su importancia, aquí no lo hacen tanto. Creo que esto ha sido debido a que añadieron más personajes a la historia, y ya no supieron cómo hacer que aparezcan siempre todos, pero bueno...


...La segunda temporada de Durarara!! esta dividida entres partes: Shou, Ten y Ketsu, por ese orden. Aunque pueda parecer un poco enrevesado o pesado, al final estos 36 capítulos se vuelven de lo más agradables...


...Tiene un desenlace bien cerrado, y dudo mucho que saquen alguna otra temporada en un futuro cercano o lejano. Sin embargo, me encantaría que lo hicieran, pues echaré mucho de menos la historias entremezcladas de Ikebukuro.

¡Y eso ha sido todo!¿Habíais visto alguno? ¿Coincidís en algo conmigo?
¡Besitos, soñadores!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...