Seguidores

viernes, 17 de marzo de 2017

Reseña: Fairy Tail (2014)


Mi opinión
Es posible que contenga spoilers de la temporada anterior
¡Holita, amores della mia vita!
Bienvenidos a la reseña de la segunda temporada de Fairy Tail. En serio, me siento tan orgullosa de haber terminado esta serie (aunque todavía me queda leerme el manga, pero eso es otra historia).



Tras el final de la primera temporada, seguiremos con la historia del Arco de los Juegos Mágicos (que, resconozcámoslo, es bien larga, aunque es uno de los arcos que más me han gustado) hasta ponerle fin. Después continuaremos la historia con capítulos aleatorios y mini-arcos que al parecer no aparecen en el manga hasta encontrar el Arco de Tártaros, con el que acabará la serie.
Bueno, qué deciros. Por fin he cumplido con mi propósito de acabar de Fairy Tail, y aunque al principio se me presentaba un tanto cuesta arriba por su longitud, ha resultado ser de lo más entretenido e interesante.



Lo primero que podemos notar es un ligero cambio de la animación: por ejemplo, el pelo de Lucy no es tan amarillo, sino que adquiere una tonalidad un poco más suave. Aunque al principio te resulte un poco extraño, la animación en mi opinión ha mejorado, y ha seguido progresado a medida que avanzaban los capítulos. Espero que en la tercera temporada sigan igual. 
Centrándonos más en la historia en sí, siento que los dos arcos que se desarrollaron en esta temporada (el de los Juegos Mágicos y el de Tártaros) son los más interesantes hasta la fecha, y sobre todo porque este último desveló algo en torno a uno de mis personajes favoritos que me sorprendió hasta tener que decir basta.
Continuan los momentos fanservice, cosa que en Fairy Tail no puede faltar, pero sobre todo lo que más me dolía eran aquellas escenas en las que dejaban entre ver romance entre los personajes, pero que al final no resultaba ser nada. En serio, es muy cruel. Hiro Mashima, ya haz de una maldita vez el Nalu, el Jerza, el Gruvia y el Gale (no sé si está última pareja su shippeo se llama así, pero que conste que son Gajeel y Levi).



Pero retomemos el dilema que me fastidiaba en la primera temporada: ¿cuál es mi personaje favorito? La verdad es que sigo muy indecisa en este tema, pues hay muchos personajes que me gustan de igual manera. Pero tras mucho reflexionar, creo que me voy a decantar por Juvia, pues me río mucho con ella. Creo que tengo un problema con este tipo de chicas stalker y con síntomas yanderes.
Porque es que Lucy no. Sí, hace cierta evolución y cada vez se vuelve más activa y deja de estar poco a poco en medio como el jueves, pero sigue siendo un personaje que más bien está para dar fanservice. Como decimos mis amigas, no nos importaría que se muera Lucy, pero no lo puede hacer porque se rompería el Nalu y la segunda opción sería el Nali, y eso no puede ser.



En fin, tengo muchísimas ganas de leer ya el manga y desentrañar más misterios. ¡Ya me queda poco!
¿Lo habéis visto?
¿Os gustó?
¿Sabéis qué? Ahora me siento algo vacía sin tener que ponerme a ver Fairy Tail para avanzar. ¡Claro, es que cuatro meses son muchos! Fijaos que incluso se me ha ocurrido la idea de ver One Piece. Después veo cuán larga es y se me olvida, ja, ja.
¡Besitos, soñadores!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...