Seguidores

jueves, 9 de febrero de 2017

Reseña: Noragami

Mi opinión
¡Holita, amores della mia vita!
Bienvenidos a la reseña de un anime que me ha sorprendido pues me ha gustado muchísimo. ¡Noragami, mis queridos soñadores!

Iki Hiyori es una chica normal con una vida normal. Todo cambia cuando salva la vida a un extraño chico con chándal que perseguía a un gato, y es que ese chico es un dios menor conocido por nadie. Este dios llamado Yato, solo desea tener un santuario y se muy conocido, con millones de «yatoístas» que lo adoren, pero ese sueño está muy lejos de cumplirse, pues Yato es un especie de vagabundo que se dedica a hacer encargos que le piden por teléfono a cambio de una moneda de cinco yenes, como limpiar el baño o encontrar un gato.
Hiyori descubre todo esto pues resulta que es mitad Ayakashi, unas bestias que se dedican a corromper a la gente y que los dioses tienen que eliminar. Es por ello que desde su encuentro con Yato su alma empieza a salir con regularidad de su cuerpo, dejando atrás a su masa de carne durmiendo tranquilamente mientras que su alma con cola puede moverse felizmente, siendo invisible.
Es entonces cuando Hiyori le pide a Yato que le solucione su problema y la convierta de nuevo en una chica normal, pero no puede ser solucionado de inmediato, lo que hará que Hiyori acompañe a Yato y a Yukine, su nuevo tesoro sagrado, en el intento del dios por ser conocido y conseguir su preciado santuario.

Como ya os digo, me ha gustado muchísimo más de lo que me esperaba. Lo encontré por ahí y la historia me pareció bastante curiosa, por lo que decidí darle una oportunidad. Sin embargo, me he llevado una grata sorpresa, haciendo que una vez que empecé a verlo no podía parar.
Me encanta la forma en la que se desarrolla la historia, con la actitud de Yato, que es la cosa más graciosa que he visto desde hace mucho tiempo. Aunque no me esperaba algunas cosas que sucedieron, adoré todo en este anime y solo de acordarme de él en mi boca aparece una sonrisa tonta.
Ya os digo, me ha parecido todo redondo. Tengo que reconocer que desde hace un tiempo no veía un anime que verdaderamente me apasionara. Todos los que había visto me habían gustado bastante, me habían hecho reír y tal, pero le faltaba el punto que me harían decir «wow». Y, por fin, lo he encontrado en Noragami.

Creo que mi personaje favorito es Yato con mucha diferencia. Me podéis llamar una perfecta yatoísta, pues este dios en un maldito crack. Su forma de ser, tan descarada y graciosa hacen que no puedas evitar hacerle un huequecito en tu corazón.
Otro personaje que me ha gustado muchísimo, que me ha sorprendido que me haya gustado tanto, fue Yukine, pues durante casi todo el anime no se comporta de manera muy… positiva, pero hay algo en su manera de hacer que me hacía tener ganas de darle un fuerte abracito aplastante.
Volveré a repetirlo, pero es que este anime ha sido un muy buen descubrimiento. Ya tengo unas ganas terribles de ver la segunda temporada.


¿Lo habéis visto?
¿Os gustó?
¿Sabéis qué? Leí un comentario que decía algo así como «Yato muy feliz con lo de “yatoístas”, pero no se da cuenta de lo que sucede si hay un error y se olvida de la primera t». Mira, por poco no me muero de la risa.
¡Besitos, soñadores!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...