Seguidores

jueves, 16 de febrero de 2017

Reseña: Noragami Aragoto

Mi opinión 
Es posible que contenga spoilers de la temporada anterior
¡Holita, amores della mia vita!
Bienvenidos a la reseña de Noragami Aragoto, un anime que ha superado todas mis expectativas. Si ya Noragami me gustó, su segunda temporada le ha dado mil vueltas.

En esta ocasión, Noragami Aragoto se concentra más en Yato, Bishamon y el por qué de su constante lucha. Ya sabemos de la temporada anterior que bishamon tiene en su poder una gran cantidad de tesoros sagrados y que forma con ellos una especie de gran familia. Pero el ser una familia tan grande causa muchos dolores a Bishamon, pues al ser tantos siempre alguno cae en algún pecado o dolor que haga daño a Bishamon.
Pero el por qué Bishamon quiere con tanto empeño formar esa familia y cuál es el pasado que hace que odie a Yato, es lo que vamos a descubrir en esta temporada junto a Hiyori y Yukine, además de muchas otras cosas más que te quitará el aliento.

Ya sabéis que Noragami fue un muy buen descubrimiento para mi persona, y no sabía si Noragami Aragoto estaría a su altura. Pero lo está, e incluso a cientos de kilómetros de distancia. ¡Ha sido maravilloso!
No había momento en el que pudiese apartar mis ojos de la pantalla. Tenía las dosis perfectas de acción y momentos tristes de los que hacen que una mano salga de tu ordenador, atraviese tu pecho, agarrase tu corazón y lo estrujase hasta que se convirtiese en cenizas como en Érase una vez.
Además, para sumar a la ecuación, no podemos olvidarnos de las salidas cómicas de Yato, el dios vagabundo más queridos por todos. Un vaso de agua en medio del desierto, tras varios días de sed; así es como se nos presenta Noragami Aragoto. Fresco, delicioso, adictivo.

Y es que sin duda alguna Yato es lo mejor que tiene Noragami Aragoto. Este dios tan peculiar y gracioso, es imposible no convertirse en «yatoísta» viéndolo. Creo que es él una de las principales razones por las que me gusta tanto este anime, pero el resto de la historia y de los personajes tampoco dejan de estar a la altura.
Además, me ha encantado ver el pasado de Bishamon y Yato, y no nos podemos olvidar de la segunda parte del anime, que ha sido incluso mejor que la primera.
Y no nos podemos olvidar del final, que es lo que más me ha sorprendido de todo y que me ha dejado con unas ganas de ver una tercera temporada que no existe increíble. Yo, Nayla, te ofrezco a ti, Yato, esta moneda de cinco céntimos (lo siento, pero es que yo no tengo yenes), para que salga ya la tercera temporada.

¿Lo habéis visto?
¿Os gustó?
¿Sabéis qué? Yo sé que a Yato le mola Hiyori. Tú lo sabes, yo lo sé, everyone know it.
¡Besitos, soñadores!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...